martedì, Ottobre 26

España: alarma por los indultos a los presos políticos catalanes La prensa española ve en los indultos a los independentistas catalanes una derrota que abre la puerta a la mediación europea

0

Las primeras palabras de hoy son de alegría: nueve personas honestas, pacifistas y profundamente comprometidas con su país han podido volver a abrazar a sus hijos y sus parejas; recuperan la libertad después de casi cuatro años encarcelados. Feliz regreso a la vida civil, Dolors Bassa, Carme Forcadell, Josep Rull, Jordi Turull, Jordi Sánchez, Jordi Cuixart, Raül Romeva, Oriol Junqueras y Quim Forn. El daño que os han hecho es irreparable, pero ha servido para que Europa se enterara de que la democracia española está al nivel de la turca.

A raíz de estos nueve indultos, la prensa española está que arde. Políticos y periodistas de derechas siempre manifestaron su deseo de que lossediciosos‘ se pudrieran en la cárcel. Ahora,frustradas sus ansias de venganza, proyectan su ira contra el gobierno que ha aprobado los indultos. Particularmente reveladora es la reacción de ‘La Razón‘, diario cercano al PP, defensor a capa y espada de las esencias del nacionalismo español: de acuerdo con su análisis, los indultos son un paso en falso de Pedro Sánchez porque confirman la hipótesis de que la sentencia condenatoria del Tribunal Supremo era una sentencia política. Se ha evidenciado que el conflicto entre Cataluña y España es de naturaleza política y que sólo puede ser resuelto por vías políticas, que no penales. En un momento en que en la Unión Europea se plantea un eventual referéndum de autodeterminación de Escocia -que España pretende vetar- parece que la situación puede ser propicia para una mediación de las instituciones europeas entre el gobierno catalán y el español.

El artículo mencionado explica que esta mediación ya estuvo a punto de producirse en octubre del 2017, pero que el gobierno del PP movió todos los hilos para evitarla: El equipo de Rajoy ejerció toda la presión diplomática posible para evitar que Jean-Claude Juncker -entonces presidente Conmission y UE- hiciera la propuesta de mediación.
Ahora, los periodistas de ‘La Razón‘, ‘el Mundo‘, ‘ABC‘, y todos los políticos de derechas de España se rasgan las vestiduras, interpretando que si se vuelve a ese escenario de mediación las cosas pueden ir muy mal para la unidad de España. A su entender, esto es culpa de la incapacidad del gobierno de Pedro Sánchez, por lo que reivindican la firmeza del PP y la testosterona de los dirigentes de extrema derecha.

Es fácil vaticinar más disgustos para la derecha española; el informe del Consejo de Europa no sólo reclamaba estos indultos, sino el fin de la persecución contra Puigdemont y los otros exiliados y el diálogo entre las partes; las victorias judiciales que los exiliados van consiguiendo en Europa hacen prever un mayor descrédito, si cabe, de la judicatura española.

Pero la negociación política no entra en los planes del Gobierno, que ya ha negado toda posibilidad de amnistía y de referéndum: desgraciadamente, el gobierno socialista no es muy diferente, en el fondo, del partido conservador. De hecho, los tribunales españoles se están cebando ahora con los manifestantes que protestaron contra la sentencia del Tribunal Supremo e incluso contra altos cargos de gobiernos catalanes anteriores, como Andreu Mas-Colell.

Los tribunales son enormemente torpes; si querían hacer una represión soterrada, que no provocara la indignación internacional, lo han hecho muy mal. La persecución a Mas-Colell ha provocado la reacción de cincuenta de los más prestigiosos economistas del mundo, incluídos más de treinta premios Nobel de Economía.

¿Quiénes son los consejeros del Tribunal de Cuentas designados por las Cortes españolas que quieren arruinar el catedrático, su familia, y una cuarentena de familias más, imponiéndoles sanciones millonarias? La pregunta es pertinente, y la respuesta define España. En este tribunal encontramos nombres como el de Manuel Aznar López, hermano de José María Aznar, el presidente español que con su centralismo hizo imposible la coexistencia del pueblo catalán y el pueblo español dentro del mismo estado; o su Ministra de Justicia, Margarita Mariscal de Gante, hija de Jaime Mariscal, que había sido comisario del Tribunal del Orden Público de Franco.

Se da la circunstancia de que Andreu Mas-Colell ya había sido juzgado, cuando era joven, por sus actividades antifranquistas … por el Tribunal del Orden Público de Jaime Mariscal, que estaba a las órdenes del general Franco.

Cuando los catalanes dicen que la sombra del franquismo es alargada, no lo dicen en balde…

L’informazione che non paghi per avere, qualcuno paga perché Ti venga data.

Hai mai trovato qualcuno che ti paga la retta dell’asilo di tuo figlio? O le bollette di gas, luce, telefono? Io no. Chiediti perché c’è, invece, chi ti paga il costo di produzione dell'Informazione che consumi.

Un’informazione che altri pagano perché ti venga data: non è sotto il Tuo controllo, è potenzialmente inquinata, non è tracciata, non è garantita, e, alla fine, non è Informazione, è pubblicità o, peggio, imbonimento.

L’Informazione deve tornare sotto il controllo del Lettore.
Pagare il costo di produzione dell’informazione è un Tuo diritto.
"L’Indro" vuole che il Lettore si riappropri del diritto di conoscere, del diritto all’informazione, del diritto di pagare l’informazione che consuma.

Pagare il costo di produzione dell’informazione, dobbiamo esserne consapevoli, è un diritto. E’ il solo modo per accedere a informazione di qualità e al controllo diretto della qualità che ci entra dentro.

In molti ti chiedono di donare per sostenerli.

Noi no.

Non ti chiediamo di donare, ti chiediamo di pretendere che i giornalisti di questa testata siano al Tuo servizio, che ti servano Informazione.

Se, come noi, credi che l’informazione che consumiamo è alla base della salute del nostro futuro, allora entra.

Entra nel club L'Indro con la nostra Membership

Condividi.

Sull'autore

Docente della Universitat de Vic, Departament d'Economia i Empresa

End Comment -->